lunes, 21 de mayo de 2007

Abducidos.

No es mi intención frivolizar con este tema; es mas hasta uno tiene cierto reparo en tocarlo, sin tocar madera. Pero ahí esta, y después de una noticia reciente, se aviva la llamita. Este post va dedicado a todos los “abducidos” como Mercedes. Hoy levanto un poco la alfombra y saco mierda en vez de esconderla.

El cuerpo del post toca el tema los que no pueden tocar, los que cuando tocan, el cuerpo les dice que no quiere tocar, y los que incluso sin cuerpo para tocar, creen estar tocando.

Después de este original juego de palabras, perdonarme es lunes, trompetas y tambores, cambio de tercio y a clavar banderillas.

Que pasa con, los minusválidos cuando las personas que velan por ellos, no pueden seguir a su guarda.

Quizás no sea el símil mas acertado, y se refleje mejor comparándolo con cárceles directamente, pero me viene a la cabeza el tiro que le pegaban en la pierna al elefante los malos de tarzan, para que antes que se desangrara les llevara hasta el cementerio, para robar el marfil.

Joder, pues no me paso ni na y mas sin tener ni puda idea de cómo son estas residencias, pero sigo. Que putada. Que putada ser abducido. Que putada que se ven menos de más de 40 tacos por la calle, que chinos en un cementerio.

Me quedo con una noticia del otro día, “La guardia civil, detiene a un hombre en silla de ruedas por una autoría”.

El tipo, estaba confundido o eso me dijo Dinio. Parece ser que de vino hasta arriba, se dirigia a las afueras a tomar la penúltima en el puti del pueblo. Y en una glorieta antes de llegar, se confundió de salida y se metió en la autovía. Pistaaaaa. ¡Que si tenís putas!. Bien por ti vividor. Mejor en medio que quitarse del medio.

Me jode no saber decirlo mejor.

3 comentarios:

nieves dijo...

Me alucina cómo eres capaz de pasar de lo amargo y transcendente a lo superfluo en menos de nada... del meloncorp a los esclavos, muchas veces de mente y cuerpo. Y opto por algo intermedio ¿y si en vez de meter a ese tipo de enfermos en una residencia, le pones una enfermera que te eche una mano? ¿no sería el mismo dinero?. Lo siento, pero Mercedes me da mucha pena.
Besos

Chuso dijo...

Olé con los ánimos de nuestro amigo el ruedas. Por lo tengo entendido no ha sido el primero al que ha parado la benemérita por confundirse en esa dichosa salida. Ya que esta bendita sociedad no se acuerda de uno más que para cobrarte y para que votes, al menos me consuela que "Aun siguen tirando más dos tetas que un motor eléctrico".
Antes de acabar, confieso... primero con Isabel y ahora con Mercedes. ¿Quién es Mercedes?

nieves dijo...

Jes, Mercedes es la chica que iba con Rick a catequesis en silla de ruedas. Pues resulta que eran 2 hermanos iguales en "problemas" y la madre no ha podido hacer otra cosa que llevarla a una residencia, porque no puede con los 2; era familia humilde... yo iba más allá, para todos aquellos que se desprenden de sus seres queridos por estos "problemas". Besos.